En nuestra asesoría fiscal en Avilés realizamos, entre otras muchas tareas, las altas y bajas en el Impuesto de Actividades Económicas para nuestros clientes. Pero, ¿qué es este impuesto? ¿A qué categorías podemos encontrar dentro de él? ¿Quién está exento del mismo? En este artículo intentaremos dar respuesta a estas cuestiones.

El Impuesto sobre Actividades Económicas, también conocido por sus siglas IAE, es un impuesto que forma parte del sistema tributario español. Grava de manera directa la realización de cualquier tipo de actividad económica. Se aplica tanto a personas jurídicas como a personas físicas. Es, pues, un impuesto directo, obligatorio, proporcional, real y de gestión compartida.

El pago de este impuesto se realiza una vez al año coincidiendo con el año natural. Es decir, se realiza el abono el primer día de enero. No obstante, en los casos en los que una actividad comience un día distinto al inicio del año natural, el periodo impositivo a efectos de los pagos a las autoridades tributarias se considerará el día de inicio de esa actividad.

Existen un gran número de epígrafes del Impuesto de Actividades Económicas, pero se dividen en tres grandes categorías: actividades empresariales (ganaderas, mineras, industriales, comerciales y de servicios), actividades profesionales y actividades artísticas. En tu asesoría fiscal en Avilés te indicarán en qué epígrafe se encuadra tu actividad.

Ahora bien, ¿quién se encuentra exento del pago del IAE? Estás exentas las administraciones públicas, los puertos españoles, la Cruz Roja Española y varios supuestos más.

En Gestoría Administrativa Olivares podremos orientarte en todo lo relativo al pago del Impuesto de Actividades Económicas.